La ANMAT prohibió la venta de una barra energizante, una granola proteica y un aceite de coco

0
111
Este miércoles, a través de la Disposición 6987/2021 de la publicación en el Boletín Oficial, la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Productos Médicos (ANMAT) prohibió la elaboración, fraccionamiento y comercialización de un aceite de coco, una barra energizante, y de granola proteica.
Así lo determinó el organismo regulador al determinar que dichos alimentos no tienen registro alguno ni de establecimiento nide producto, y en por tal razón los declararon como “un producto ilegal”.
En el comunicado se especifica que se prohíbe la elaboración, el fraccionamiento y la comercialización en todo el territorio de Argentina del producto: “Olympic, Barra energizante XL, 100% natural, sabor Crema de Maní, RNPA E/T” y “Olympic, Granola proteica con Stevia fortificado con proteínas sin azúcar, RNPA E/T”, por no tener registros de producto ni de establecimiento.
En su considerando señala que las actuaciones comenzaron por parte de la Agencia Santafesina de Seguridad Alimentaria (ASSAL) de la provincia de Santa Fe, “en relación a la comercialización de los productos que no cumplirían con la normativa alimentaria vigente”.
Agrega que la mencionada agencia tomó muestras de los productos investigados y que los resultados destacaron que “en lo que respecta a la rotulación ´No conforme´, por declarar RNPA E/T y por no declarar el RNE, nombre y domicilio de la razón social”. Es por eso que la ASSAL emitió una Alerta Alimentaria que establece dicha prohibición.
ANMAT: prohibieron la venta de un aceite de coco, una barra energizante y de granola proteica

ANMAT prohibió la venta de un aceite de coco, una barra energizante y de granola proteica
Por otro lado, la ANMAT avanzó en el mismo sentido con un aceite de coco, marca Sitaram´s, Coconut Oil Virgen Organic, Prensado en frío, Sitaram Indian Products, objetado por el Instituto Nacional de Alimentos (INAL) por la misma violación a la normativa alimentaria que en el caso anterior.
No obstante, la acción del organismo tuvo lugar después de que el INAL recibiera el reclamo de un consumidor en relación al producto, al exponer que el producto no consignaba en su rótulo la información obligatoria en referencia a la identificación de origen, por lo tanto la ANMAT determinó que este producto “no podrá ser elaborado en ninguna parte del país, ni comercializado ni expendido”.