Horror en Rosario: encontraron a una embarazada de 9 meses incinerada y con siete balazos en la espalda y en la cabeza

0
135
Hallaron a una mujer de 9 meses muerta en Rosario. Estaba incinerada, con siete balazos en la espalda y cabeza. Al parecer contaba con antecedentes penales.

El martes una mujer se encontraba camino a Rosario, lo cierto es que la encontraron asesinada a balazos, junto al vehículo que estaba calcinado y descubrieron que estaba embarazada de nueve meses. Por lo que se pudo saber, contaba con antecedentes penales.

Si bien aún no se sabe bien lo que sucedió se sospecha que la víctima está relacionado con el homicidio de un hombre cuyo cadáver fue encontrado en un descampado cercano una hora más tarde.

El Ministerio Público de la Acusación (MPA) de Rosario informó que la mujer embarazada hallada asesinada a balazos sobre la calle Aborígenes Argentinos al 7.100 fue identificada como Georgina Maricruz Olguín.

La autopsia fue lo que determinó que cursaba un embarazo de nueve meses. A raíz de esto, se la investigó más y revelaron que ya había tenido algunos conflictos con la ley penal y que actualmente tenía algunas causas en trámite.

Si bien todo sucedió en un ambiente descampado de la ciudad de Rosario, se están buscando otros registros en las cámaras del automóvil que apareció incendiado al lado del cuerpo asesinado de Olguín, en el que la habrían llevado hasta el lugar para matarla.

Todo sucedió una hora después de que se encontraba a un hombre asesinado a balazos en otro camino rural de la zona sudeste de Rosario, relativamente cercano a la escena del crimen de la mujer embarazada.

Se trata de Damián Alexis Manchado quien también contaba con antecedentes penales por “robo calificado”.”Era un chico de 27 años, también con antecedentes penales”,

La mujer fue asesinada de al menos siete balazos que le impactaron en la espalda y en la cabeza, y fue hallada tirada en un camino de tierra a la par de un auto Chevrolet Spin robado, que fue incendiado.De acuerdo a las primeras averiguaciones, el automóvil fue incendiado intencionalmente con el fin de “borrar rastros” del crimen.

Bajo la misma línea, cuando la Policía llegó al lugar, advertida por las llamas del incendio, el cuerpo de la mujer embarazada estaba ubicado a escasa distancia del vehículo. Según voceros del caso, el fuego alcanzó a la mujer, que de todas maneras murió como consecuencia de los siete tiros que le dispararon.