Furor por los mini pigs, las mascotas que llegaron a la Argentina y se hicieron virales

0
180

“Acabo de ver a un tipo paseando UN CHANCHO por Capital”, dice el tuit de Juan Ignacio, usuario de las redes que tomó una foto de un dueño paseando con su mascota -un mini pig marrón, con manchas negras- por las calles del barrio porteño de Belgrano. En apenas algunas horas el mensaje superó los 26 mil me gusta y más de 500 comentarios.

En lo últimos años este tipo particular de animales se convirtió en un verdadero boom. De origen asiático, más precisamente de Vietnam, se convirtieron rápidamente como animales de compañía en los Estados Unidos. La actriz Miley Cyrus tuvo el suyo, lo nombró: Pig Pig. Después George ClooneyElizabeth Hurley, el matrimonio Beckham y Paris Hilton también se sumaron a la tendencia.

En la Argentina, la llegada fue más lenta: comenzó con personas que trajeron ejemplares desde el exterior. Según las leyes locales, la importación de mini pigs no está prohibida por el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa), pero quienes lo hagan deben cumplir ciertas pautas.

“Actualmente existen requisitos para importar estos cerdos domésticos sin riesgo de que ingresen enfermedades exóticas para el país como peste porcina africana. Se está trabajando una normativa a nivel regional que permita ingresar estos animales en condición de mascota sin riesgo de modificar el estatus sanitario del país”, confirmaron desde el Senasa a Infobae.

Miley junto a su cerdita

Miley junto a su cerdita

“Es una especie no tradicional. Hay muy pocos criaderos en el país. En México está muy difundido. Mucha gente los trae de afuera para tenerlos en sus casas”, explicó a Infobae la veterinaria Carolina Chávez.

Los especialistas aseguran que la clave de la popularidad de estos pequeños animales está en su carácter: son muy fáciles de educar y tienen buena capacidad de aprendizaje. A su vez, no alcanzan un gran tamaño: estos pequeños chanchitos vietnamitas, en edad adulta, oscilan entre los 20 a 40 kilos, a diferencia de un cerdo de campo que puede superar los 400 kilos.

“En el exterior hay más chiquitos todavía”, detalló Nicolás Cohen, veterinario especializado en especies no convencionales, quien resalta que es por su pequeño tamaño que muchos evalúan tenerlos en sus casas.

Una característica que distingue a esta clase de porcino que sorprende a los expertos es que puede generar vínculos con sus dueños, como otras mascotas más tradicionales, y a su vez tiene una inteligencia que sorprende. Además, no pierde pelo.

En la Argentina todavía hay muy pocos criadores de esta especie. Quienes se dedican a comerciar este animal, la mayoría mestizos, los venden por Internet a partir de los 10.000 pesos si se trata de un macho, mientras que la hembra cuesta20.000 pesos.

De acuerdo con distintas publicaciones en internet, en el país se entregan con dos meses de vida. Como describen varios anuncios, son “alimentados a mamadera y criados en familia con nutrición a base de frutas y verduras, semillas y balanceado de perro o gato”.

En Córdoba, un criadero los trae desde el exterior. “Cerditos mini pigs llegan a pesar hasta 35 kg. y medir entre 25 a 40 centímetros. Excelente pedigree importados de un criadero oficial de mini pig de Uruguay», dice la descripción de uno de sus avisos online.

José Luis (29), un joven de esa provincia, tiene el suyo. “Me lo regaló un amigo. Le puse Ema. Juega con mis perros y gatos en el jardín. Por ahora, la alimento con mamadera, cinco a ocho veces al día”, asegura.

Diversidad y comportamiento

Según los expertos, existen por lo menos catorce tipos de minicerdos, algunos son populares y otros extintos o raros. Se distinguen de acuerdo a su color y también al tamaño.

“Son animales sumamente inteligentes. Suelen tener un carácter llevadero. Al igual que los gatos y perros, los mini pig desarrollan una personalidad, pero esta será definida por los genes y la crianza”, asegura Nicolás Cohen.

El experto también señala que los pequeños cerdos son obedientes, activos y les gusta explorar. De acuerdo a distintos estudios internacionales, ocupan el cuarto lugar en inteligencia animal y algunos pueden llegar a aprender a responder por su nombre.

(Shutterstock)

(Shutterstock)

Los chanchitos tienen un temperamento similar a los perros y gatos, requieren compañía y afecto, pero también disfrutan de ser independientes. Si se lo aísla, elmini pig se vuelve apático y miedoso.

Los veterinarios aconsejan que, como ocurre con cualquier mascota, es importante destinar un lugar para el cuidado de estos animales. Algunos, incluso, sugieren que lo ideal es tenerlos al aire libre.

Esta especie, a diferencia de otros animales domésticos, necesita apenas un baño semanal. Los especialistas afirman que son muy limpios y no tienen glándulas de sudor, ni pelos, así que no huelen mal.

En cuanto a su alimentación, se trata de un tipo de animal omnívoro. “La dieta es variada. Se puede optar por balanceado y complementarlo con una fuente natural de verduras, alguna fruta o cereal. Hay que tener cuidado para que no alcancen el sobrepreso», concluye el veterinario.

Fuente infobae