El fin de semana cuatro motociclistas murieron tras sendos siniestros viales

0
19

El fin de semana un total de cuatro motociclistas murieron en Corrientes a causa de siniestros viales, ocurridos en Capital y la localidad de Tabay. Con esto, se elevó a 70 la cantidad de fallecidos del 2018.
Alrededor de las 16 de ayer, médicos del Hospital Escuela confirmaron el deceso de Hernán Pelozo (30), quien ingresó gravemente herido el pasado viernes a la siesta. Fuentes policiales revelaron que el fallecido circulaba en una Bajaj Rouser por avenida Cazadores Correntinos, cuando fue embestido por un automóvil en la esquina de Río Juramento. Se trataba de un Fiat Siena que era guiado por Leonardo Ramón Sena.
La otra tragedia vial sucedió en Tabay el sábado alrededor de las 19 sobre la Ruta Nacional 118, kilómetro 43. Un hombre, identificado como Antonio Gauto (44 años) al mando de una Motomel de 125 cc, salía de una calle de la localidad de Tabay y, al subir a la cinta asfáltica, colisionó contra otra motocicleta que se desplazaba en sentido Este-Oeste, en la cual viajaban dos hermanos domiciliados en Tatacuá.
En este último rodado, Honda Storm de 125 cc, iban Alfredo Nicolás Salinas (28 años) y su hermano Enrique Sebastian (16).
Los tres motociclistas accidentados terminaron lesionados sobre la cinta asfáltica donde fueron arrollados trágicamente por una camioneta Toyota Hilux con tráiler. Los tres murieron a causa del hecho.
El siniestro vial se cobró la vida de los hermanos, quienes en ese momento volvían de Santa Rosa, y se dirigían a su casa ubicada en Tatacuá. El tercer fallecido salía por calle Timbó con intenciones de cruzar la ruta cuando se llevó puesta la otra moto.
Antonio Gauto, de 44 años, era oriundo de Santa Rosa, donde vivía en el barrio Otazo, reveló un informe de FM La Ruta.
Según testigos, el choque entre las motos fue tan violento que sus ocupantes quedaron inmovilizados sobre el pavimento. Segundos después, fueron arrollados por una Pick Up Toyota Hilux, conducida por Antonio Gómez (60), con domicilio en la Tercera Sección Empedrado.
Los hermanos Salinas murieron en el lugar, mientras que Gauto fue trasladado al Hospital Regional de Saladas, pero falleció en el trayecto. El conductor de la camioneta declaró que sólo llegó a notar un bulto en el camino, cuando ya había atropellado a las motos, quedando una de ellas debajo del vehículo.

Fuente diario Epoca