Desalojados se encadenaron en la Plaza 9 de Julio y amenazan con crucificarse

0
14

 

Los desalojados en la madrugada del martes de la zona de la avenida Ulises López (más conocido como Acceso Oeste) y riberas del arroyo Mártires entre los puentes ubicados sobre la avenida Chacabuco y Blas Parera, respectivamente, trasladaron su protesta a la plaza 9 de julio desde el jueves.

Este domingo se abrió un nuevo capítulo de estos “intrusos”, tras encadenarse en cercanías de la Casa de Gobierno de la provincia de Misiones.
Son ocho personas en total. Siete hombres y una mujer de más de 50 años. Los encadenados con Juan Manuel Vallejos como vocero y referente amenazaron que “nos encadenamos porque desde el jueves hasta hoy nadie salió a recibirnos o a hablar con nosotros. La semana pasada entregamos una nota en mesa de entrada de Casa de Gobierno, pero aún nadie salió a hablar con nosotros”.

“Queremos una solución, pero ya…vamos a esperar hasta el martes y si nadie nos dice nada, vamos a cosernos la boca también y el miércoles o jueves vamos a crucificarnos, en coincidencia con el inicio de Semana Santa. Alguien tiene que hacer algo”, añadió Vallejos, en la misma sintonía que con el resto de los encadenados, en plena siesta misionera.

Mientras una 60 personas, grandes y chicos, continúan acampando en plena plaza 9 de Julio con carpas, pedazos de lonas de plásticos, sillones y colchones, tras ser desalojados de la intrusión que llevaban adelante desde inicios del mes pasado en la zona Oeste.

En cuanto a la nota entregada el jueves por estos “intrusos”, en la Casa de Gobierno, PRIMERA EDICIÓN pudo saber que la misma, entre otras cosas, se solicitaba terrenos -en algún lugar de Posadas-, para unas 150 familias, en los cuáles se acredite el permiso de ocupación. Como así también, comida y asistencia social para todo este contingente.